Cómo calcular el precio hora que tienes que pagar a un trabajador

Cómo calcular el precio hora que tienes que pagar a un trabajador ¿Lo estás haciendo bien o te la estás jugando?

Calcular el precio hora que tienes que pagar a un trabajador según convenio parece algo sencillo, pero ¿lo estás haciendo bien?

El otro día hablando con un conocido me quedé alucinado.

Y un poco asustado la verdad.

 

¿La gente es consciente de quién le está llevando sus papeles?

 

Los pequeños empresarios, los autónomos, tienen que pelear contra viento y marea para conseguir obtener un resultado positivo. Pero no solo con eso, además están sometidos a una ingente cantidad de burocracia.

Multitud de modelos de contratos. Distintos modelos trimestrales que tienen que presentar en distintas administraciones. Trámites a realizar (como por ejemplo el control de horas) para poder salvar cualquier inspección de la seguridad social. Llevanza de los libros de contabilidad adecuada para evitar la visita de hacienda.

Y en muchos casos para cuatro duros.

Sí, ésta es la realidad. La dura realidad.

Cuando un autónomo decide pedir ayuda, a un asesor, a una gestoría, a cualquier equipo de personas que pueda ayudarle en la gestión de su negocio se merece al menos una cosa: que hagan bien su trabajo.

 

¿A qué me refiero cuando hablo de que un gestor tiene que hacer bien su trabajo?

 

A que tiene que ayudar a su cliente a que su negocio lo vaya mejor. Ni más ni menos.

Tiene que estar al día de la legislación que le aplica para poder conocer cuál es el mejor consejo que darle a su cliente.

Además debe conocer la forma óptima de realizar la tributación para beneficiar a su cliente.

Debe conocer los distintos tipos de contratos para ayudar a su cliente a elegir la mejor opción.

¿Qué menos que esto?

 

¿Por qué te cuento esta chapa si estamos hablando de calcular el precio hora?

 

Como te decía al principio, el otro día estuve hablando con un conocido que iba a ser contratado por un tercero y estaban afinando el tema del coste que le iba a suponer al tercero. Para ello, claro, necesitaba calcular el precio hora de su convenio, por lo que consultó a su asesor.

Y lo que le pasó su asesor fue sorprendente y totalmente erróneo.

Lo cual puede suponerle a este tercero una demanda por parte de su empleado y una inspección por parte de la Seguridad Social.

Sólo y exclusivamente porque su asesor no hizo bien su trabajo.

Porque no estaba bien asesorado.

 

La forma correcta de calcular el precio hora ajustado a un convenio.

 

Lo primero es partir del salario anual. El salario anual es toda la retribución que percibes en un año natural e incluye conceptos como el salario base, las gratificaciones extraordinarias y todo el resto de conceptos salariales, salvo la nocturnidad.

Una vez obtenida esta cantidad, se divide por las horas de jornada anual y el resultado es el precio de una hora de trabajo según tu convenio.

Sencillo, ¿verdad?

Pues bien, hay quien se dedica a calcular este coste hora como resultado de dividir el salario mensual por convenio entre los días del mes, y a su vez esto entre las horas trabajadas al día.

Alucinante ¿no?

Pues si. Es un caso concreto que me he encontrado. Concreto y muy peligroso para el asesorado.

 

Por favor, vigila a tu asesor.

 

Tu asesor tiene que ayudarte a controlar tu negocio, a evitar problemas con Hacienda, con la Seguridad Social y con tus trabajadores.

Debe darte información relevante para que puedas decidir.

Debe ser un colaborador activo de tu empresa.

Si no lo es, quizá no estés trabajando con el profesional más adecuado. Te invito a que eches un vistazo a nuestro Servicio Exclusivo de Asesoría Integral

Servicio Exclusivo Asesoría Integral

 

 

No Comments

Post A Comment