Cómo recuperar un Plan de Pensiones: lo que no te cuentan los Bancos

recuperar un Plan de PensionesEn esta entrada ta hablaba de por qué te convenía tener un Plan de Pensiones, pero para que tengas toda la información, hoy te voy a hablar de un par de detalles que normalmente en el banco se olvidan de comentarnos acerca de cómo recuperar un Plan de Pensiones.

Habitualmente solo se habla de las ventajas de estos planes.

Estas ventajas son principalmente dos:

1.- Van a ser totalmente necesarios en un futuro cada vez más próximo:

En un entorno de envejecimiento de la población, de inversión de la pirámide poblacional, de reducción de ingresos del Estado y adopción de medidas de ajuste fiscal cada vez parece más necesario adoptar medidas de protección frente al futuro de aquellos que ahora estamos trabajando.

Cada vez se ve más cercana y real una quiebra del sistema  de pensiones público. Entre el dinero que deja  de ingresar el erario público por el menor crecimiento de la economía que se traduce en más desempleo, lo que deja de ingresar por el Fraude, y lo que se escurre entre los dedos de los políticos corruptos se está generando una conciencia pública de urgente necesidad de contratación de un plan de pensiones privado que nos permita completar la mínima pensión estatal que nos va a quedar y poder vivir con algo de dignidad.

2.- Tienen ventajas fiscales.

En primer lugar, las aportaciones realizadas a los planes de pensiones desgravan. Por si no lo recuerdas una deducción es diferente a una desgravación. Una deducción te permite restar de lo que vas a pagar a Hacienda una determinada cantidad.

Por ejemplo, si tu cuota a pagar a Hacienda son 2.000 euros y tienes una deducción por vivienda habitual de 1.200 vas a pagar a Hacienda 800 euros.

Sin embargo una desgravación reduce tu base imponible (es decir, el dinero que dices a Hacienda que tienes y sobre el que te aplican los porcentajes para pagar) , y al reducir tu base imponible, como pagas un porcentaje sobre esa base, al final pagas menos.

Por ejemplo, si por cobrar 50.000 euros te aplican un 25% y pagas 12.500 euros. Si lo reduces a 40.000 (por aportar 10.000 euros a un plan de pensiones) por una parte te aplicará un % inferior (imagina el 20%) y sobre una cantidad inferior (40.000) luego pagarás 8.000 euros.

Por tanto las aportaciones al plan de pensiones, se restan de tu base imponible (es como si no las hubieras cobrado) pero con un máximo (que es el 30% de los ingresos laborales o 10.000 euros o el 50% y 12.500 euros para los mayores de 50 años).

En segundo lugar tienes otras ventajas como que no te lo pueden embargar hasta que recibas el capital o que puedes realizar traspasos a otros planes de pensiones sin comisiones ni gastos fiscales.

Imagina que tienes un plan de pensiones de renta variable y lo quieres pasar a un plan de pensiones de renta fija. No tendrías que pagar a Hacienda por el beneficio obtenido en el plan ni tendrías comisiones por hacerlo.

Sin embargo, también tienes que tener en cuenta otras cosas que normalmente no te cuentan:

Cómo recuperar un Plan de Pensiones

1.- No puedes disponer de tu dinero.

Cuando haces aportaciones a un Plan de Pensiones no vas a poder disponer de ellas cuando quieras. Únicamente puedes acceder a este dinero si te jubilas o si eres un desempleado de larga duración. Para el resto de situaciones es como si no tuvieras el dinero.

Esto quiere decir que debes considerarlo como inversiones a muy muy largo plazo y estar seguro de que ese dinero no te va a hacer falta para nada en el corto plazo.

2.- Las ventajas fiscales realmente son un diferimento del pago

Esto en cristiano significa que Hacienda no te cobra ahora, pero te va a estar esperando y cuando recuperes el dinero vas a tener que pagar por ese dinero de la misma forma que pagarías si tuvieras un trabajo.

Te pongo un ejemplo.

Haces aportaciones a un plan de pensiones de 10.000 euros cada año durante 5 años (de los 60 a los 65 años).

Cada año te has desgravado esos 10.000 euros luego a Hacienda no le has pagado por estos 10.000 euros cada año. (digamos por ejemplo que el tipo que al final te aplica Hacienda es de un 15%) . Te has ahorrado 1.500 euros en impuestos cada año. Esto es 7.500 euros en los 5 años.

Supongamos que en estos 5 años, tu plan de pensiones se ha revalorizado un 10% y que ahora vale 55.000 euros (los 50.000 que has metido más el 10% de 50.000).

Si a los 65 años pides recuperarlo en forma de capital (esto es que te lo den todo de una vez), y asumiendo que tienes el mismo tipo del 15% vas a tener que pagar a Hacienda el 15% de 55.000 euros. Esto es  8.250 euros. 

Y tu dirás:

“Pues vaya unos c.. si lo que me ahorro por un lado lo tengo que pagar después, no sé a que viene tanta historia con los planes de pensiones”

Sin embargo no es así de malo (del todo) porque se supone que cuando te jubiles tus ingresos serán menores, por lo que el % que te aplican será menor y en lugar de un 15% por ejemplo será un 10% y pagarás solo 5.500 euros y no los 7.500 que pagarías en el caso de no hacer nada.

En resumen, hay ventajas a la hora de contratar un plan de pensiones, pero puede que no sean tantas como te cuentan.

Si te ha gustado la entrada, te ha ayudado o la ves interesante, dale al botón!! y comparte en tus redes sociales.

Además, ya sabes que si quieres consultarme algo  no tienes más que dejar un comentario en cualquier entrada del blog.

1Comment

Post A Comment